Cómo transforman los electrodomésticos el día a día

0

Gracias a la tecnología hoy es más fácil tener la casa limpia y en orden. El hogar es fuente de disputas sobre quién realiza las tareas. No obstante, las tecnologías han hecho que sea más sencillo tener la casa en orden y limpia. A ello se añade la liberación de la mujer, que ha permitido la distribución de las tareas en el hogar

Las tecnologías y la liberación de la mujer son los dos ejes que han permitido que la limpieza y el orden en el hogar no sean una fuente de enfrentamientos. Gracias a la irrupción de los electrodomésticos, mantener el hogar en buenas condiciones higiénicas y ordenado es mucho más fácil.

Hasta hace relativamente poco las abuelas o bisabuelas cargaban con una tabla de madera para ir al río a lavar. La mujer llevaba todo el peso de las tareas domésticas y no contaban con las facilidades que se disfrutan en la actualidad.

Los fabricantes de electrodomésticos, además procurar rebajar los precios y conseguir electrodomésticos baratos y de bajo consumo, bregan por la fabricación no solo de electrodomésticos con más funcionalidades, sino también mucho más eficientes energéticamente hablando.

La población sabe que ha de elegir aparatos de la clase A +++. De esta forma, pasados 10 años, se amortiza el precio extra por el ahorro en la factura de la luz.

La lavadora es uno de los electrodomésticos imprescindibles en el devenir cotidiano. La primera patente para la lavadora surgió en 1691, aunque hasta después de la II Guerra Mundial no se popularizó su uso en Europa.

En cuanto a los frigoríficos baratos o al menos de bajo consumo es uno de los pocos electrodomésticos que están conectados las 24 horas al día. Gracias a él, se conservan los alimentos y se disfruta de bebidas o comidas frías.

El inventor de este aparato indispensable en el hogar fue Charles Tellier, quien comenzó fabricando una máquina de hacer hielo y en 1876 patentó el primer refrigerador industrial.

Los primeros frigoríficos comerciales surgieron en la década de los 20. Ahora ya no solo enfrían, sino que disponen de funcionalidades innovadoras que permiten mantener los alimentos frescos durante más tiempo.

Comenzando por la lavadora y siguiendo por el frigorífico, la secadora, la aspiradora y la batidora, entre otros aparatos la vida cotidiana se torna más sencilla.

No obstante, a pesar de la comodidad de los electrodomésticos modernos, el trabajo de la casa consume energía y tiempo. Unas tareas que aún siguen siendo competencia exclusiva de la mujer.

Aún así, algo se ha avanzado. La incorporación de la mujer al mercado laboral también ha obligado a repartir las tareas del hogar y la tecnología ha simplificado el trabajo casero.

De hecho, algunas tecnologías innovadoras permiten el lavado de prendas imitando los movimientos de la limpieza manual, con el objetivo de que la ropa se estropee menos.

Soluciones que están por llegar

¿Y en el futuro? ¿Qué satisfacciones darán los nuevos electrodomésticos?

  • Las vitrocerámicas no solo servirán para cocinar, sino también para cargar el móvil.
  • Las freidoras ya no necesitarán aceite.
  • Surgirán impresoras 3D que cocinarán el plato que se desee.
  • El microondas enfriará en segundos los alimentos.

Estos cuatro inventos podrían cambiar el hogar como lo hizo la mítica lavadora. Por tanto, las tecnologías son las grandes aliadas de las tareas domésticas. Con la introducción de los electrodomésticos, se ha transformado la forma de vivirlas y practicarlas.

 

Compartir.

About Author

smartLIGHTINGhome

Comments are closed.